La natación aporta grandes beneficios

El uso de aletas en la piscina aportan un gran aumento en la velocidad del nado, estas además tienen otro tipo de funciones en cuanto a la práctica de la natación se refiere, trae muchos beneficios, tanto para los principiantes como a nadadores expertos.

El uso de aletas proporciona muchas ventajas, permite recuperar el ritmo cardíaco más rápido que en la natación, la fuerza utilizada pasa a ser menor. Los músculos trabajan sin ningún tipo de molestia. El nadador tiene tiempo para poder respirar y lograr concentrarse en los movimientos. Se logra una mayor velocidad trabajando con el mismo esfuerzo. Existen 5 clases diferentes a la hora de practicarla.

Cuando el nado es en superficie el estilo es libre y dentro de ella se permite casi todos los tipos de aletas existentes. La relacionada con aguas abiertas es aquella que se va a realizar en ríos, lagos o en el mar, el recorrido debe ser en una zona que carezca de corrientes o que exista únicamente una mareas muy débil. En el caso de referirse a las apnea esta solo puede realizarse en piscina.

Otra modalidad es la natación con aletas en inmersión que debe ser realizada con un equipo respiratorio que vienen siendo las que más caracterizan a esta disciplina deportiva. En ellas se necesita el uso obligatorio de un material auxiliar, que estará compuesto por una botella, un cilindro o tanque lleno de aire comprimido y un regulador, que va a utilizarse a la hora de permitir al nadador realizar la técnica de nado y respiración mientras este se encuentra bajo el agua.

Las aletas se pueden clasificar según sus parámetros, la disciplina para la que se vaya a utilizar, el material con el que se construyó, su tamaño, dureza o forma. Uno de los aspectos a resaltar de éstas es el tamaño que presentan, la longitud tiene un impacto significante en cuanto al nado se refiere. Mientras más corta y dura sea la aleta, se va a requerir un gran esfuerzo en el momento de avanzar en el agua. Las largas tienen un mayor impulso, pero van a reducir el ritmo que tendrán las piernas por el movimiento de éstas.

Un atleta exitoso en esta modalidad es Davide Manca quien sin duda fue un destacado deportista y entrenador, con una experiencia deportiva y competitiva muy amplia. Fue parte de las selecciones de Natación de Italia en categorías juveniles aproximadamente en los años 90.

Pudo lograr diferentes récords nacionales, campeonatos y llegó a titularse Campeón del Mundo hasta mediados del 2000, en ese año decidió retirarse de las competencias, aunque continuó su trabajo como promotor del deporte subacuático, luego de tantas cosas que experimentó, se dedicó por último a la formación y entrenamiento de deportistas que recién se iniciaban.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *